El monstruoso agujero negro que podría haber ejecutado un giro magnético

Astronomía Braylin Payano 678 Visitas 3 minutos de lectura

El monstruoso agujero negro que podría haber ejecutado un giro magnético
Imagen ilustrativa del disco de un agujero negro

Las emisiones de rayos X desaparecieron y luego regresaron debido a cambios en el medio ambiente, sugiere un estudio.

Un agujero negro podría haber cambiado su campo de atracción justo delante de nuestros ojos.

La historia comienza con un mundo conocido como 1ES 1927+654, que detuvo momentáneamente los flujos de rayos X durante un par de meses, y luego, en ese momento, continuó y se expandió. Hasta ese momento, las posibles percepciones del agujero negro se dirigen a lo que está ocurriendo de forma perceptible desde 236 millones de años luz de distancia.

"Esta ocasión denota cuando hemos visto por primera vez rayos X saliendo totalmente mientras se iluminan diferentes frecuencias", dijo en una explicación de la NASA el creador principal Sibasish Laha, investigador de exploración en la Universidad de Maryland, Condado de Baltimore y el Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA en Maryland.

En el caso de que los investigadores puedan afirmar que la erupción se debió a un agujero negro supermasiva en el núcleo del sistema cósmico que cambió su campo de atracción, la ocasión podría ayudar a los astrofísicos a comprender lo que dicho cambio significa para la circunstancia actual del agujero negro, según indica la explicación.

el-monstruoso-aguajero-negro

La Vía Láctea (y la mayoría de los sistemas cósmicos enormes como él) tienen una abertura oscura supermasiva insertada en su corazón; los agujero negros atrae la materia hacia su centro. La materia se reúne primero en una placa de acumulación que rodea al agujero negro, y luego, en ese punto, se calienta y produce luz (en frecuencias aparentes, brillantes y de rayos X) a medida que la materia es empujada hacia el interior.

A medida que esa materia empuja hacia el interior, forma una neblina de partículas muy calientes que los investigadores denominan corona. La nueva revisión propone que los ajustes de la corona hicieron que los rayos X que brotaban del núcleo del sistema cósmico 1ES 1927+654 se desvanecieran durante un breve tiempo.

Suponiendo que se produjera una inversión atractiva, haciendo que el polo norte se convirtiera en el polo sur, así como a la inversa, la luz perceptible y la luz ultravioleta deberían incrementarse hacia el punto focal del sistema debido a un serio calentamiento, ya que la corona se reduce y la placa de acumulación se hace más mínima en el centro.

Sin embargo, a medida que se desarrolla el volteo, el campo se debilita tanto que la corona ya no puede sostenerse de ninguna manera, haciendo que las emanaciones del rayo X se detengan, propusieron los analistas.

Ese pensamiento coincide con las percepciones de este sistema, ya que las descargas de rayos X reaparecieron en octubre de 2018, aproximadamente cuatro meses después de que desaparecieran, proponiendo que se produjo una inversión atractiva. El sistema volvió a las descargas de rayos X previas a la expulsión en el verano de 2021.

Dos telescopios espaciales siguieron la progresión de los haces brillantes y de los haces X, incluyendo el Observatorio Swift de Neil Gehrels de la NASA y el satélite XMM-Newton de la Agencia Espacial Europea. Se realizaron percepciones de luz y radio aparentes desde algunos telescopios terrestres en zonas como Italia, las Islas Canarias y Nuevo México.

Un artículo a la luz del examen ha sido reconocido para su distribución en The Astrophysical Journal y es accesible en la administración de preprints arXiv.org.

Fuente: Space.com

Únete a nuestro grupo de Facebook

          Icono de compartir en Messenger     Icono de compartir en WhatsApp

Recibe nuestras notificaciones

Agregate a nuestra lista de notificaciones

Suscribete para recibir todas las semanas nuestras mejores publicaciones

email